Yoga en suspensión

Yoga en suspensión

Yoga en suspensión


By: Gaia Staff  |  Jan. 07, 2016

Es verdad que en el mundo del entrenamiento, y sobre todo del fitness, cada vez que se habla de una nueva forma de entrenar o de nuevos mecanismos para poner a mover nuestro cuerpo, parece que se ha descubierto la pólvora. Hace unos días nuestra profesora de pilates Karol Tamayo, nos hablaba del entrenamiento en suspensión y su aplicación en el Método Pilates  “como un entrenamiento que permite realizar ejercicios multidimensionales, útiles, eficaces y seguros con el propio peso corporal y la fuerza de la gravedad, que desarrollan la fuerza y al mismo tiempo mejora la flexibilidad, equilibrio y la estabilidad de la parte central del cuerpo (core)”

Por fin estamos siendo conscientes de que el cuerpo no entiende de músculos, sino de movimientos. Es decir, que el trabajo analítico y específico en una máquina para fortalecer un músculo en concreto, estaba muy bien, pero es un trabajo aislado, y si pensamos bien: ¿En nuestra vida cotidiana cuándo usamos el bíceps y solo el bíceps? Más bien nunca…

Nuestra pregunta sería: ¿Es aplicable también al yoga?

Como sabemos, el yoga es una excelente disciplina para trabajar la fuerza, la flexibilidad, la coordinación y, por supuesto, la relajación. El TRX es una de las herramientas más conocidas para trabajar en suspensión. Es un sistema de cuerdas y cintas, que se sujetan al techo o cualquier elemento en alto que nos proporcione una sujeción adecuada. Gracias a su extraordinaria flexibilidad el TRX es el perfecto complemento del yoga, apoyándolo en los movimientos más avanzados.

Las posturas de yoga que habitualmente realizamos en el suelo, ahora se combinan con la suspensión en el TRX, permitiendo profundizar en algunas posturas que de otra manera no hubiera sido posible. Es importante que recordemos que estamos practicando yoga, no entrenando con el TRX. Lo que significa que se respetará el ritmo armonioso y estable del movimiento junto a la respiración.

Entre los beneficios que contamos gracias a esta nueva herramienta:

Se potencian los efectos del yoga: tanto para aumentar la fuerza, mejorar la alineación corporal, el equilibrio, la flexibilidad..

Es un ejercicio amable con las articulaciones y se centra mucho en el core, despertando las capas más escondidas de nuestro núcleo central.

Ninguna lesión nos impedirá practicar esta variante de yoga en suspensión.

Lograremos relajar las tensiones mientras trabajamos la fuerza corporal de la parte superior e inferior del cuerpo

Aumentaremos en gran medida la movilidad.

Esperamos que os haya resultado revelador este nuevo concepto para introducir en vuestras prácticas. Si tienes un TRX no dudes en empezar a probarlo. Si no, no te preocupes, sigues contando con nuestro amplio catálogo de clases para realizar dónde y cuándo tú quieras.



Masterclass de Vinyasa Yoga

Masterclass de Vinyasa Yoga

 

A menudo corremos de un lado a otro, en una dirección y la contraria, de una experiencia a la siguiente. Esto en sí mismo, no tiene mayor impacto, salvo que suele conllevar la misma velocidad en el mundo interior. Y eso sí tiene consecuencias. En general, da lugar a una sensación general de angustia, dominada por la idea de que no llegamos a todo lo que debemos hacer y completar.

Cierto es que tenemos muchas responsabilidades y, aún más, deseos. Cada uno con derecho propio a existir y ser explorado. La lástima, quizás, es que en el camino perdemos la elegancia y la suavidad que tanto bien y belleza nos dan. Perdemos presencia, y eclipsamos nuestra voluntad, ahogados en retrasos y cosas pendientes.

Practicar yoga, en sus infinitas posibles formas, es una manera rápida de volver al centro (ese lugar lleno de eficacia e inteligencia, de alegría y placer).

Durante mis primeros años enseñando me centré en el Vinyasa y formas dinámicas de yoga. Ya en esa etapa era consciente de la necesidad que tenemos de compensar la velocidad con contemplación, la acción con espera. Y la meditación me parecía la forma ideal.

Hasta que descubrí el Yin Yoga y esa maravillosa entrada que hace en el cuerpo, para liberar y llenar de vida los tejidos, las articulaciones y la mente. Y encontré una manera de meditar en las posturas de yoga. El Vinyasa, el Yin yoga y el Mindfulness son ahora para mi una trinidad inseparable. Cada uno tiene su lugar en el tiempo y el espacio, pero todos aportan y suman a los demás.

Y cuando más me gustan es cuando se funden: a veces en un estilo dinámico me asiento en la contemplación y la presencia de mi respiración danzando con las transiciones, o de repente en una postura pasiva observo pasar el tiempo raudo y veloz, sin sensación de quietud sino maravillada en el movimiento de la vida a través del cuerpo.

También he descubierto con el tiempo que una manera de traer el Vinyasa a la terapéutica a través del yoga es practicarlo muy lentamente, alargando la respiración hasta crear el bálsamo necesario para el sistema nervioso. Así podemos cultivar la fuerza y la resistencia, sin crear ninguna alerta innecesaria en el cuerpo. Es lo que llamamos Mindful Vinyasa: practicar en presencia plena incrementa de manera radical los beneficios de nuestro esfuerzo.

Por eso he decidido presentar esta serie de prácticas titulada Dulce Determinación. En ellas dedicamos nuestro tiempo a cultivar esta sencilla manera de concebir el rol de la práctica: como templo, como médico, como psicólogo, como coach, como amigo, como acupuntor, como celebración…

La dulzura es para mí una expresión de ahimsa, una forma evidente de no ejercer la violencia, sino todo lo contrario. Es hacernos blanditos y suaves situándonos en un lugar de pensamiento limpio y claro; libres de juicios, quejas, obsesiones y prisas.

La dulzura en nuestra personalidad tiene sabor de paciencia, cariño, respeto, empatía y nobles aspiraciones.

La determinación es la visión clara unida a la intuición y la confianza. Presupone que nos hemos hecho preguntas respecto a nuestro camino y cómo deseamos caminarlo. Supone que tenemos objetivos y planes, y que deseamos tener un impacto positivo y estamos dispuestos a tomar las acciones que sean necesarias, sin frustrarnos ni agotarnos.

El privilegio de diseñar, rodar y practicar una masterclass nos saca de las zonas conocidas a las desconocidas, y se produce una gran experiencia de aprendizaje. Como la cocina a fuego lento, una masterclass va creando una atmósfera de práctica que nos traslada en el tiempo y el espacio. Los efectos sobre todos los sistemas del cuerpo son muy notables, y el poso es de larga duración.

En la sección de Mindful Vinyasa de esta serie accedemos a información de movimiento e intención para cultivar la dulzura y la determinación, especialmente la acción sin prisa y con contenido.

En la sección de Yin Yoga nos fortalecemos en el arte de esperar ajenos al juicio, en inocencia y paciencia.

Ambas prácticas unidas en la Masterclass completa suponen un ejercicio terapéutico que dejará al cuerpo y a la mente preparada para muchos días de inspirada mirada.

Leer el artículo

A través de una combinación única de prácticas de yoga, meditación, transformación personal y salud alternativa, te ayudamos a mejorar todo tu ser a nivel físico, emocional y espiritual. Para que alcances tu mayor potencial junto a miles de personas que sienten como tú.


Usa la misma cuenta y suscripción de Gaia para acceder desde tu navegador, tus dispositivos celulares y tu TV. Es más, puedes descargarte el contenido de Gaia para disfrutarlo offline.

Desktop, laptop, tablet, phone devices with Gaia content on screens
Apple icon iOS logo
Android icon logo
Chromecast circle icon logo
Roku logo
Amazon fire TV logo

Descubre lo que Gaia tiene para ofrecerte.

Testing message will be here