5 posturas de yoga para esculpir el cuerpo

article migration image postura eka pada

5 posturas de yoga para esculpir el cuerpo


By: Gaia Staff  |  Oct. 28, 2014

Sabemos que el yoga es un excelente método para mantenerse en buena forma y estado de salud, ¿sabías que también te ayuda a conseguir un cuerpo más esbelto y ágil? Además elimina malos hábitos posturales y aporta elegancia.

Hoy te enseñamos 5 posturas básicas de yoga para conseguirlo.

– Trikonasana o el triángulo. De pie con los pies separados 1 metro, orienta los dedos del pie derecho hacia la derecha. Levanta los brazos en cruz y al exhalar inclina el tronco lentamente hacia la derecha, manteniendo siempre el pecho y la mirada al frente. Apoya la mano derecha en la pierna o en un bloque y mantén el brazo izquierdo estirado hacia el cielo. Después de un minuto, vuelve arriba y repite con el otro lado.

Esta postura hace tu cuerpo más esbelto y equilibrado.

– Eka pada ado mukha svanasana o perro cara al suelo sobre una pierna. Sitúate en el suelo sobre las rodillas y las manos, levanta la pelvis formando una V invertida manteniendo las piernas y los brazos muy estirados. Levanta una pierna bien estirada hacia arriba y atrás, intentando que no se desestabilice tu postura. Después de varias respiraciones cambia de pierna y después descansa.

Esta postura estira intensamente toda la parte posterior del cuerpo, endereza los hombros encorvados y endurece los glúteos.

– Bujanghasana o la cobra. Túmbate boca abajo con todo el cuerpo estirado y las manos apoyadas en el suelo, cerca de los hombros. Inhalando ve levantando lentamente la cabeza, el pecho y el abdomen. Mantén los codos ligeramente flexionados y cerca de los costados. Dirige la mirada hacia delante y mantén los hombros lejos de las orejas. Mantén la postura durante 6 respiraciones y deshaz lentamente.

Esta postura es excelente para fortalecer los músculos de la espalda, pectorales y brazos. También corrige deformaciones en los hombros y la espalda alta.

– Paschimottanasana o la pinza. Siéntate con las piernas extendidas hacia el frente y la espalda erguida. Al exhalar ve flexionando el tronco sobre las piernas. Procura comenzar la flexión desde la pelvis, no desde la cintura. Cuando llegues abajo, sujetate con las manos a los pies o los tobillos.

Esta postura afina la cintura y elimina las acumulaciones adiposas del vientre.

– Navasana o el navío. Siéntate con las piernas dobladas y los pies apoyados en el suelo. Lleva las manos a las rodillas. Inclínate ligeramente hacia atrás y levanta un poco los pies del suelo, tanteando el equilibrio. Mantén la espalda recta y el abdomen hacia dentro. Levanta las piernas diagonalmente bien estiradas, puedes comenzar dejándolas un poco flexionadas y estirarlas a medida que ganes flexibilidad y equilibrio. Tu cuerpo debe formar una V. Si es posible coloca los brazos paralelos al suelo.

Esta postura fortalece los músculos de la espalda y del abdomen y define y reafirma la cintura.

Si quieres practicar estas y otras posturas de yoga puedes hacerlo uniéndote a Aomm.tv



Yoga y natación: estírate después de nadar

yoga y natacion

Yoga y natación forman un tándem perfecto, ya que las dos son disciplinas relajantes, que fortalecen el cuerpo y a la vez resultan suaves para las articulaciones.

Sin embargo, como ocurre en todos los deportes, la natación tiende a sobrecargar algunos grupos musculares olvidando los antagónicos. Aquí te proponemos 4 posturas de yoga para estirar después de nadar que te ayudarán a corregir estos desequilibrios.

Siddhasana. Siéntate en el suelo, dobla una pierna y acerca el talón a la pelvis. Dobla la otra pierna y déjala por delante de la primera. Deja que desciendan las rodillas hacia el suelo. Estira tu espalda hacia arriba, y lleva los hombros hacia abajo y atrás. Apoya las manos en los muslos y vuelve las palmas hacia arriba.

Gomukasana. Siéntate con las piernas estiradas, dobla la derecha y lleva el pie cerca de la cadera izquierda. Ahora dobla la pierna izquierda, pon la rodilla encima de la derecha y lleva el pie al lado de la cadera derecha. Estira el brazo derecho hacia el cielo, dobla el codo de manera que puedas tocarte la nuca con la mano. Lleva el brazo izquierdo hacia abajo pegado a tu costado, dobla el codo y orienta la mano hacia arriba por detrás de tu espalda. Intenta coger los dedos de una mano con la otra mano. Si no llegas puedes ayudarte con la toalla o un cinturón. Después repite con los brazos y las piernas cambiadas.

Leer el artículo

Más sobre Objetivo

A través de una combinación única de prácticas de yoga, meditación, transformación personal y salud alternativa, te ayudamos a mejorar todo tu ser a nivel físico, emocional y espiritual. Para que alcances tu mayor potencial junto a miles de personas que sienten como tú.


Usa la misma cuenta y suscripción de Gaia para acceder desde tu navegador, tus dispositivos celulares y tu TV. Es más, puedes descargarte el contenido de Gaia para disfrutarlo offline.

Desktop, laptop, tablet, phone devices with Gaia content on screens
Apple icon iOS logo
Android icon logo
Chromecast circle icon logo
Roku logo
Amazon fire TV logo

Descubre lo que Gaia tiene para ofrece.

Testing message will be here